Historia de Chamonix

hotel-chamonix

El territorio de Chamonix fue ocupado por los galos durante varios siglos antes de integrarse en el Imperio Romano en el año 121 a.C. Los Burgondes y el Conde de Ginebra también fueron propietarios del territorio. La primera fecha que marca la historia de la ciudad es 1091: Chamonix pasa a encontrarse bajo los auspicios de la abadía de Saint-Michel de la Cluse en Piamonte. Los monjes construyen e instauran el priorato.

El turismo no se convierte en auténtica fuente de ingresos hasta los años 1750, después del descubrimiento de la mer de glace (mar de hielo) por parte de dos ingleses. Varios eventos colman posteriormente el valle de honores. El científico Horace Benedict de Saussure se encuentra en el origen de la primera ascensión al Mont-Blanc. Alpinistas de todo el mundo exploran el «Techo del Mundo», tal y como lo denominaban los escritores y poetas de la época. Los esquíes facilitan los desplazamientos.

En 1860, Saboya se convierte en provincia francesa. El transporte, las infraestructuras y el complejo hotelero contribuyen al éxito de la estación de esquí. Los teleféricos, los telesquíes y las telesillas llevan hasta las cimas nevadas.

hotel-chamonix

Chamonix: 100% de placer tanto en invierno como en verano

hotel-chamonix

La ciudad de Alta-Saboya, con animación durante todo el año, acoge a sus visitantes en invierno en un terreno esquiable dividido en cuatro espacios diferentes: los Grands Montets, Brévent/Flégère, el terreno de Balme y las Houches. Los esquiadores de todos los niveles prueban las pistas adaptadas: pistas seguras para principiantes, pistas con grandes pendientes, esquí entre los árboles, esquí freestyle, sin olvidarnos del esquí nórdico y el de travesía. Equipamientos modernos, como los remontes mecánicos, teleféricos y telecabinas desembragables facilitan el acceso a las cimas y evitan las colas de espera. 

El periodo estival es propicio para los senderistas y para el descubrimiento del macizo del Mont-Blanc. Desde l'Aiguille du Midi y, más concretamente, desde el panorama del Mont Blanc desde la punta Helbronner, hasta Montenvers hacia la Mer de Glace, los paisajes embelesan. Una visita guiada en tranvía, un enriquecedor viaje en tren a través del valle a los pies del Mont-Blanc, una experiencia inédita en trineo de verano... Los distintos dominios ofrecen gran cantidad de sorpresas. Se programan actividades lúdicas, deportivas y relajantes durante todo el año, incluidos la primavera y el otoño.

hotel-chamonix

Otras actividades en Chamonix

hotel-chamonix

Golf de Chamonix
Campo de 18 hoyos situado en un lecho del valle glaciar y rodeado de cimas prestigiosas del Mont-Blanc.

Itinerarios en bicicleta de montaña
Lugares dedicados al descenso en bicicleta de montaña accesibles gracias a los remontes mecánicos en los dominios de Tour, col de Balme, Brévent, Lognan, Bellevue y Prarion.

Parapente y speed riding
Vuelos en bi-plazas, bautismos, cursos, escuelas de parapente para volar con sus propias alas dentro del valle de Chamonix que ofrece conexiones sencillas a las áreas de despegue gracias a los remontes mecánicos.

Montaña rusa Luge Alpine
La Luge de Chamonix es una atracción lúdica para toda la familia... ¡Un gran ocho en el corazón de las montañas! Pista sobre raíles de 1300 m de largo con saltos, giros y piruetas.

Senderismo con raquetas
Los enamorados de las vistas y que buscan serenidad pueden tomar los senderos balizados por los equipos de las pistas en los terrenos esquiables y en la Mer de Glace.

Perros de trineo y ski joëring
Vivir la vida de los tramperos o de los aventureros en perros de trineo, descubrir otra forma de deslizarse en armonía con la naturaleza y el caballo gracias al ski joëring... Todo es posible en el corazón del valle de Chamonix.

hotel-chamonix

Hotel Gourmets & Italy en Chamonix

UN LUGAR IDEAL FRENTE AL MONT-BLANC

hotel-chamonix

El hotel Gourmet et Italy contribuye al bienestar de los visitantes franceses y extranjeros, de las personas en viaje de negocios, de las parejas, de las familias y de los grupos de amigos desde hace más de un siglo. Se encuentra ubicado en el centro de Chamonix y está orientado hacia el Mont Blanc y el glaciar de Bossons. La calle en la que se encuentra el hotel es tranquila y con poco tránsito (sentido único) para favorecer el descanso de los esquiadores, de los alpinistas y de los senderistas después de las múltiples actividades de la jornada. En verano, una bonita terraza con piscina acoge a los clientes al borde del agua, sobre la orilla derecha del Arve.

Renovado recientemente para ofrecerle un mayor confort, dispone de numerosos equipamientos en unas habitaciones y suites confortables y decoradas con gusto y respecto hacia el espíritu montañero. Una pantalla plana LCD con cadenas por satélite, acceso WiFi y teléfono directo modernizan y vuelven más funcionales todas las habitaciones. Varios espacios de descanso, como la sauna el baño turco o la piscina exterior, invitan a la relajación. Un bar que sirve cócteles exquisitos. En lo que se refiere al desayuno, este resulta tanto variado como gourmet, con productos regionales, pan y bollería horneada in situ, cereales, confituras, compota, zumos de fruta...

Ofertas Especiales